22 ene. 2011

Granada, ¿Quién da más?

La provincia de Granada tiene cinco productos bien definidos: turismo monumental, de nieve, rural, natural y de sol y playa. La diferencia de altitud entre sus zonas ha modelado los más variopintos paisajes que van desde el nivel del mar en la Costa Tropical a los 3.482 metros del Pico Mulhacén en Sierra Nevada. Además, tiene productos turísticos complementarios como el Legado Andalusí, el turismo de salud y activo, una amplia oferta gastronómica y populares fiestas y tradiciones que se distribuyen geográficamente por la provincia.

Granada, antigua capital del Reino Nazarí, que alberga una quincena de sus poblaciones que han sido declaradas Conjunto Histórico gracias a su patrimonio, guarda numerosos tesoros arquitectónicos. Algunos de ellos han sido declarados por la UNESCO Patrimonio de la Humanidad: La Alhambra –monumento que se quedó como finalista de las Siete Maravillas del Mundo Moderno construido en el s. XIV por los reyes nazaríes Yusud I y Muhammad V-, el Generalife y el Albaycín son sólo una muestra de un amplio patrimonio que alberga.

Monumental
Patio de los Leones, Alhambra de Granada
Durante miles de años diversas culturas que se han asentado en la ciudad nos han dejado una impresionante herencia cultural en todo el territorio a modo de ejemplos de la arquitectura civil, militar o religiosa. Alcazabas musulmanas, castillos y torreones o baños árabes que alternan con edificios góticos, renacentistas y barrocos, son sólo un ejemplo de lo que puedes encontrar en Granada.

Sobre la colina de Sabika se levanta la Alhambra de Granada y El Generalife, uno de los legados más impresionantes de la provincia. Se trata de un antiguo centro de vigilancia que se transformó posteriormente en un complejo palaciego y cortesano que ha llegado a ser el máximo exponente del arte islámico Al- Andalus y obra culmen del arte musulmán en Europa. 
El Generalife, al contrario que la Alhambra,  fue creado para el disfrute de los monarcas nazaríes, de quienes se trasmite la paz y la serenidad con la que vivían al pasear por sus jardines y contemplar las salas ricamente adornadas con azulejos y yeserías de los palacios. 

Como joya del Renacentismo también destaca la Catedral de Granada construida en el s. XVI. Este monumento es un claro ejemplo de los contrastes artísticos que te puedes encontrar en Granada ya que posee una fachada principal barroca y una Capilla Real de arte gótico flamígero en un mismo complejo arquitectónico. Cerca de la Catedral de Granada encontramos la Alcaicería, donde entre estrechas calles árabes se exponen mercancías de pequeñas tiendas que la decoran.
Una de los barrios más emblemáticos de Granada es el Sacromonte, un pintoresco barrio donde las cuevas dan vida a las zambras gitanas. Su origen no está muy claro, se dice que data del siglo XVI cuando los musulmanes y los judíos fueron expulsados de sus hogares, a quienes se les unieron los gitanos, de costumbres nómadas. Las cuevas surgieron para los marginados, ya que éstas implicaban estar fuera del control administrativo y eclesiástico.
 
Estación de Sierra Nevada
Nieve
La estación de deportes de Sierra Nevada es la más meridional de Europa y en sus 95 kilómetros de pistas es posible la práctica de snowboard, esquí alpino, eslalon paralelo, saltos de esquí, esquí extremo e incluso esquí nocturno. Las 103 pistas de nieve que la componen suponen una superficie esquiable de más de 3,5 millones de metros cuadrados. Los distintos remontes tienen capacidad para trasladar a 30.000 personas cada hora. La amplia oferta hotelera, así como los  servicios a disposición del visitante –pistas de hielo, alfombra mágica, toboganes, sillas y bicicletas- hacen de Sierra Nevada el lugar ideal para disfrutar de la nieve.

Rural
Alpujarra
En el interior de Granada existen zonas en las que parece que el tiempo se detiene. Esto ocurre en los pequeños pueblos repartidos por toda la provincia que aún conservan las costumbres de antaño reflejadas en su arquitectura, en la gastronomía, y en el día a día de los pueblerinos que pasea por sus calles. Me refiero a los pintorescos pueblos de la Alpujarra y del Valle de Lecrín.

Además de la posibilidad de alojarte en una encantadora casa rural o en un lujoso hotel en alguno de estos pueblos, la gran demanda turística de estos lugares ha provocado que se innove un poco más y se construyan cuevas como alojamiento turístico. Otro modo de entender el turismo rural. Éstas  disponen de  todas las comodidades modernas  y  de un microclima estable durante todo el año. La mayoría de estas cuevas se localizan en las comarcas del Antiplano y del Marquesado, pero también en el resto de comarcas granadinas existe una amplia oferta de turimo rural.

Parque Natural de la Sierra de Baza
Natural
El 20% de Granada está ocupada por espacios naturales protegidos, entre los que se encuentran el Parque Natural de las Sierras de Tejeda, Almijara y Alhama, el Parque Natural de la Sierra de Huétor, el Parque Natural de la Sierra de Castril y el Parque Natural de la Sierra de Baza (véase imagen), los parajes de las Sierras de la Sagra, la de Orce o la Contraviesa, sin olvidar al Parque Nacional de Sierra Nevada.
En cualquiera de estos sitios se pueden practicar actividades típicas del turismo activo como el descenso en barrancos, la escalada, el senderismo, el cicloturismo, los paseos a caballo… que te permitirán disfrutar de preciosos paisajes a la vez que realizar divertidas actividades. Hay empresas especializadas que además proponen hacer actividades como el parapente, el ala delta, el golf, la espeleología u otros  deportes náuticos que forman parte de la oferta de turismo natural de la priovincia.

Sol y playa

Playa de Almuñécar
La Costa de Granada acoge una extensa franja de litoral denominada Costa Tropical.  A lo largo de la costa se alternan extensas playas con pequeñas calas enmarcadas entre acantilados, históricas localidades con pequeños pueblos de pescadores y sierras con plantaciones de cultivos naturales. 

Dos puertos deportivos, un campo de golf y más de 73 kilómetros de litoral jalonado de playas sobre las expectativas de los más exigentes. Como complemento a todo esto, la Costa Tropical, ofrece una gastronomía basada en gran parte en productos de mar y frutos tropicales. Pescados, escabeches de pescado azul, calamares y los espetos de sardina son algunas muestras del buen comer de la costa. Sin olvidar la influencia morisca en la repostería en dulces como los roscos de Loja, los soplillos de almendea, el pan de higo de la Alpujarra, la torta real de Motril y la exquisita confitería de los conventos.

2 comentarios:

Micaela dijo...

Bueno, parece que tiene de todo, es un destino turísitco por excelencia. Con nieve, playa, paisajes naturales y montañas es capaz de atraer a todo tipo de gente. Me gusto mucho el Patio de los Leones, muy pintoresco. Yo la única vez que me sentí impresionada por eml paisaje que me rodeaba fue cuando me hospedé en uno de los hoteles cinco estrellas en Venecia. El agua sobre las calles y una vida tan diferente a la mia llegaron a sorprenderme. Y bueno, la próxima será Granada me parece por lo que estoy viendo!
Saludos
Mica

José Ángel Rodríguez dijo...

Vds. están utilziando imágenes de mi propiedad sujetas a derechos de autor sin mi autorización. Los invito a que las supriman de modo inmediato de su blog.